Aunque, en un principio, la precariedad laboral y el no haber podido ahorrar suficiente dinero, son factores que contribuyen a que los jóvenes sean el colectivo que más complicado lo tiene a la hora de acceder a una hipoteca, existen hipotecas específicas para menores de 35 años con una serie de características y ventajas que permiten que una persona joven pueda permitirse comprar una vivienda.

Hipoteca joven: qué es

Una hipoteca joven es aquella que está diseñada para personas menores de 35 años que quieren acceder a una vivienda. En algunas entidades bancarias puede variar la edad para poder solicitar este tipo de hipotecas.

Si bien es cierto que hace algunos años era mucho más habitual encontrar bancos que ofrecían ese tipo de hipotecas, en la actualidad sigue habiendo oportunidad para encontrar una hipoteca joven en determinados bancos.

Hipoteca joven: características y ventajas

Las hipotecas para jóvenes se caracterizan por ser:

  • Hipotecas con menos comisiones: por apertura, mantenimiento, cancelación, subrogación, etc.
  • Hipotecas con unos tipos de interés más reducidos, aunque hay que tener en cuenta que en determinados bancos sólo mantendrán el tipo de interés reducido hasta que se cumplan los 35 años.
  • Hipotecas que ofrecen la posibilidad de negociar una financiación de hasta un 90%, cuando lo general, es que el banco solo financie hasta un 80% del valor de tasación.
  • Hipotecas con plazos de pago más amplios y más flexibles, que pueden llegar a los 35 y los 40 años, dado que son más jóvenes y tienen más tiempo para devolver el préstamo.
  • Hipotecas con cuotas bajas, sobre todo durante los primeros años de contratación del préstamo.

Hipoteca joven: requisitos para obtenerla

Como ocurre con cualquier tipo de hipoteca, para que la entidad bancaria nos conceda el préstamo hipotecario hay que cumplir una serie de requisitos:

Ser menor de 35 años

Al tratarse de una hipoteca joven, el titular tiene que ser menor de 35 años, aunque existen bancos que pueden llegar a los 36 o 37 años.

Contar con un trabajo estable

Aunque se trate de una persona joven y que ha accedido hace poco tiempo al mercado laboral, la entidad bancaria exigirá un empleo fijo y con buenos ingresos. La antigüedad mínima exigida es de 4 años, y que el empleo sea en un sector al alza (marketing, nuevas tecnologías, etc.), puede ser un valor añadido para poder conseguir el préstamo.

Tener ahorros

Al igual que para el resto de las hipotecas, comprar una vivienda supone tener ahorrado entre un 10% y un 12% para afrontar los gastos de compraventa y de la hipoteca, así como el porcentaje de la parte que no va a financiar el banco.

Otros datos

También es importante no aparecer en ninguna lista de morosos, y en el caso de tener otras deudas o préstamos, que el porcentaje total de pago de la deuda, incluida la hipoteca, no supere el 35% de los ingresos netos.

Hipoteca joven: documentos a aportar

Para poder solicitar la Hipoteca Joven, habrá que presentar los diferentes documentos que acrediten que se cumplen las condiciones y los requisitos para poder obtener el préstamo:

  • Si eres trabajador por cuenta ajena
    • El DNI, pasaporte o NIE
    • Un informe de vida laboral actualizada, así como el contrato de trabajo y las últimas nóminas.
    • El Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF).
    • Las escrituras, si se tiene alguna otra vivienda en propiedad o el contrato de alquiler, si se está alquilado.
    • Información y recibos de cualquier otro crédito, si lo hay.
    • Documentación sobre cualquier ingreso adicional.
  • Si eres trabajador por cuenta propia
    • Además de la documentación personal y del informe de vida laboral y el IRPF, habrá que incluir la declaración del IVA y documentos de la Seguridad Social.

No obstante, y aunque las hipotecas para jóvenes ofrecen estas características y estas ventajas, una persona menor de 35 años también puede contratar una hipoteca convencional, por eso, es muy importante contar con asesoramiento profesional y poder realizar comparaciones entre las distintas ofertas para poder escoger la opción que mejor se adapte a nuestras necesidades.

En ABS Tu Hipoteca Segura nos dedicamos a la intermediación y el asesoramiento en la tramitación de hipotecas, con un servicio exclusivo y personalizado, con el objetivo de que nuestros clientes consigan la hipoteca adecuada a su situación y sus necesidades.

WhatsApp chat